LA (non) SANCTA INQUISICIÓN

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: LA (non) SANCTA INQUISICIÓN

Mensaje por Fenix de hielo el Mar Abr 05, 2011 11:32 am

A este asunto de la cruz invertida, los catòlicos siempre responden que se debe a San Pedro crucificado cabeza abajo. Pero una cosa es San Pedro cabeza abajo, y otra una cruz invertida.
Veamos sobre la inquisiciòn en Amèrica:

"En relación con una época en que los gobiernos establecidos consideraban la unidad de la fe religiosa como base de su política, el tribunal del Santo Oficio, que gozaba en España de un poder que ni siquiera se detenía ante los miembros de la familia real, fue encargado en América de la policía de costumbres, de reprimir los extravíos de una mística irrefrenada, de extirpar todo retoño del islamismo y del judaísmo, que habían sido eliminados de la metrópoli, y de impedir la entrada del protestantismo en las nuevas tierras. Su instalación en América no fue inmediata a la conquista; Jiménez de Cisneros dio ciertos poderes inquisitoriales a los obispos de Indias en 1517, cuando le fueron denunciados crímenes y delitos de herejía y de apostasía, pero la inquisición peninsular se negaba a delegar sus facultades y pedía que le fuesen remitidos los reos desde las Antillas. La primera designación legal fue la hecha por el inquisidor Adriano en favor del obispo de Puerto Rico, Alonso Manso, en 1519.
En tiempos del arzobispo Zumárraga(1527-1548) se celebraron autos de fe en México, con 131 procesos(13 contra indios); en uno se reconcilió Andrés Marván, acusado de luteranismo; en otro se reconcilió el judaizante Francisco Millán, y en otro fue condenado el cacique de Tezcoco, Carlos Chichicatécotl, acusado de sacrificios humanos a los dioses aztecas. La muerte del cacique de Tezcoco preocupó al inquisidor general en España, que ordenó una revisión del proceso, y fray Zumárraga recibió advertencias sobre el trato a los indios, contra los cuales se procedió desde entonces con más benignidad, hasta excluirles luego enteramente "por ser nuevos en la fe, gente flaca y de poca sustancia". En tiempos del obispo Montúfar, sucesor de Zumárraga, a mediados del siglo XVI, un italiano fue reconciliado por luteranismo, María de Ocampo por pacto con el demonio, Roberto Thompson condenado a tres años de sambenito por luteranismo, etcétera.

Las Cédulas de Felipe II autorizando el establecimiento del Santo Oficio en América fueron firmadas a principios de 1569 y a mediados de 1570. A fines del siglo XVII comenzó la declinación de este organismo; su actividad se amortiguó en el XVIII, y fue suprimido a principios del siglo XIX.

Según José Toribio Medina, del análisis de unas 1.500 causas juzgadas por el Santo Oficio en América, se especifican los siguientes casos: 243 por judaizantes, 5 por moriscos, 65 por protestantes, 298 por bígamos, 40 por aberraciones sexuales, 140 por herejía, 97 por blasfemia, y 172 por brujería.
El Santo Oficio tuvo tres centros en América: el de México, el de Lima y el de Cartagena(Colombia). En México comenzó a funcionar el tribunal de la Inquisición en noviembre de 1570. Los primeros procesos fueron hechos a extranjeros acusados de luteranismo. De 30 ingleses pertenecientes a la expedición de Juan Hawkins, dos o tres fueron quemados, otros condenados a azotes y siete a servir en conventos; y en el siglo XVI y comienzos del XVII hubo unos 30 juicios contra luteranos y calvinistas. El 28 de febrero de 1574 hubo un gran auto de fe con la presentación de 74 reos, de ellos 36 luteranos; el 8 de diciembre de 1596 los penitenciados sumaban 66, de los que se reconciliaron 22 judaizantes, y fueron quemados nueve en persona y diez en efigie; el 26 de marzo de 1601 fueron presentados 124 penitenciados, cincuenta de ellos judaizantes; se quemó a 10 en efigie y a cuatro en persona; y el más aparatoso de los autos de fe, culminación del período más activo de la Inquisición en Nueva España, fue el del 11 de abril de 1649, con 109 penitenciados y 13 relajados en persona, de los cuales sólo uno murió en la hoguera, Tomás Tremiño de Sobremonte. En 1659 hubo 7 relajados, uno en 1678, uno en 1699, y uno dudoso en 1715. No todos los relajados iban a la hoguera; a algunos, por circunstancias atenuantes, se les daba garrote, instrumento usado para los condenados a muerte.
En Lima se estableció el Santo Oficio en 1570, meses antes que en México. El tribunal limeño organizó vastas redadas contra los protestantes y los portugueses acusados de judaísmo; en 1581 procedió contra Juan Oxemham; Enrique Oxley fue quemado el 5 de abril de 1592; los hermanos Tiller fueron salvados de las llamas y ejecutados por garrote; nueve de los doce marinos de Tomás Cavendish, capturados en Chile, fueron colgados; los restantes se reconciliaron. En la persecución contra los judaizantes portugueses murió en las llamas, el 23 de enero de 1639, el médico de Concepción (Chile), Maldonado Silva, y el acaudalado Manuel Bautista Pérez corrió la misma suerte; en 1688 fue abierto proceso a la revelandera Angela Carranza, de Tucumán, condenada a la reclusión en un convento. Durante los 230 años que funcionó la Inquisición en Lima sólo hubo 30 relajados, y de ellos no murieron en las llamas más que 15. Chile y Buenos Aires estaban sujetos a la jurisdicción del Santo Oficio limeño.
Del tribunal de Cartagena dependían los arzobispados de Santa Fe y de Santo Domingo, y los obispados de Cartagena, Panamá, Santa Marta, Popayán, Venezuela, Puerto Rico y Santiago de Cuba. Comenzó sus tareas en 1611 y tuco menos oportunidad de destacar su actividad que los de México y Lima; entendió generalmente en causas de brujería, blasfemia y bigamia, y los autos graves, como el que llevó a la hoguera al inglés Adán Haydon, fueron muy raros. La población colonial protestó con frecuencia de los procedimientos del Santo Oficio, y por otra parte las autoridades y el clero se quejaban de su ineficacia.
La extensión enorme de los territorios comprendidos en las jurisdicciones de los tres tribunales del Santo Oficio hizo que las causas demorasen a veces muchos años y entre tanto los acusados tenían que permanecer en las prisiones de la Inquisición. En la época del enciclopedismo y de librepensamiento, el Santo Oficio habría encontrado amplio campo de acción, pero cuando esa ideas penetraron en América por los más diversos caminos, la Inquisición había perdido su omnipotencia y sus intervenciones se volvieron cada vez más raras. Se destacó en sus últimos años como instrumento de dominación política.
Referencia: Santa Inquisición, definiciones e historia, Santa Inquisición en América
© Apocatastasis.com: Literatura y Contenidos Seleccionados "


avatar
Fenix de hielo
Saturno
Saturno

Sexo : Masculino Mensajes : 4435
Fecha de inscripción : 15/06/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: LA (non) SANCTA INQUISICIÓN

Mensaje por Koryak el Sáb Abr 09, 2011 11:52 am

"Miles de mujeres, hombres y niños inocentes fueron falsamente acusados de brujería y herejía,torturados y asesinados en nombre de dios"


El término Inquisición hace referencia a varias instituciones dedicadas a la erradicación de la herejía (postura contraria a los principios aceptados de una ciencia, arte o religión) en el seno de la Iglesia Católica. La Inquisición medieval, de la que derivan todas las demás, fue fundada en 1184 en la zona de Languedoc (en el sur de Francia) para combatir la herejía de los cataros(movimiento religioso-cultural), que en 1249, se implantó también en el reino de Aragón (fue la primera Inquisición estatal) y que en la Edad Moderna, con la unión de Aragón con Castilla, fue extendida a ésta con el nombre de Inquisición española (1478 - 1821), bajo control directo de la monarquía hispánica, cuyo ámbito de acción se extendió después a América; la Inquisición portuguesa (1536 - 1821) y la Inquisición romana (1542 - 1965).



Escudo de la Inquisición española. A ambos lados de la cruz, la espada simboliza el trato a los herejes y la rama de olivo la reconciliación con los arrepentidos. Rodea el escudo la leyenda «EXURGE DOMINE ET JUDICA CAUSAM TUAM. PSALM. 73», que en latín significa "Álzate, oh Dios, a defender tu causa"
Salmo 73 (74)



http://www.taringa.net/posts/imagenes/1708064/Santa-Inquisicion_Torturas-y-asesinatos-en-nombre-de-Dios___.html


 

 
    "Signos y símbolos gobiernan al mundo, no las palabras ni las leyes"
(Confucio)
 
 

 
   Hola Invitado
Eres bienvenid@
avatar
Koryak
Admin y Fundadora
Admin y Fundadora

Sexo : Femenino Mensajes : 27732
Fecha de inscripción : 29/03/2009
Localización : En un sol de medianoche

http://www.expresionculturarte.com

Volver arriba Ir abajo

Re: LA (non) SANCTA INQUISICIÓN

Mensaje por Fenix de hielo el Sáb Abr 09, 2011 12:19 pm

Este tema de los càtaros merece una carpeta, ¿què te parece?. Y ya de ahi se empalma con los templarios, que es un tema que tenemos pendiente abrir hace como 3 años, jejeje rego_o
Bueno, la inquisiciòn se creò justamente para combatir la herejìa de los càtaros.
Adelantemos algo en este apartado.

"Durante el periodode transición que marcó el paso de la Alta a la Baja Edad Media, lajerarquía de Roma y el emergente centralismo de los reyes Capetosdecidieron aunar esfuerzos para impulsar una cruzada que metiera encintura a los poderosos nobles feudales del Sur y enterrara aquellascreencias que amenazaban con cambiar el orden establecido. Ya en 1002se habían constatado los primeros síntomas de nerviosismo, por parte dela curia católica, al hacer subir a las hogueras, en Toulouse, a diezcanónigos de la iglesia colegiada de la Sainte-Croix que habíandifundido textos gnósticos. Pero, aparte de algunas escaramuzas,concilios, anatemas, discusiones, crímenes, torturas y, por supuesto,los decretos que expidieron los Papas a fin de confiscar las tierras delos herejes y declarar proscritos a aquellos que no acataban laideología de su infalible teocracia, la crisis se mantuvo en estadolatente durante los siguientes doscientos años.
El detonante que hizo estallar el conflicto fue el asesinato, el 15 deenero de 1208, del legado pontificio de Narbonne, Pierre de Castelnau.Fue durante su ceremonia de canonización, tres meses más tarde,cuando se cerraron los acuerdos que dieron lugar, a lo largo de todo elsiglo XIII, al más vergonzoso y demencial baño de sangre, torturas ymiedo que se produciría en tierras europeas hasta el estallido de laSegunda Guerra Mundial.
La Iglesia no consideróconcluida la cruzada contra los occitanos hasta 1321, cuando logróreducir a cenizas, en Villerouge Termenes, muy cerca de Carcassone, aGuilhem Bélibaste, el único perfecti cátaro que quedaba vivo. Desdeaquel lejano 1002 en que se encendieron las primeras hogueras habíantranscurrido 319 años marcados por la destrucción, el terror, lasejecuciones, las delaciones, la miseria y el miedo. Años que cambiaronno sólo la idiosincrasia de aquella especie de paraíso en que se habíaconvertido Occitania sino la esencia de toda una Europa que estaballamada a ser la dueña del Mundo."


avatar
Fenix de hielo
Saturno
Saturno

Sexo : Masculino Mensajes : 4435
Fecha de inscripción : 15/06/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: LA (non) SANCTA INQUISICIÓN

Mensaje por Nosferatu el Sáb Abr 09, 2011 10:37 pm

Fenix de hielo escribió:
Bueno, la inquisiciòn se creò justamente para combatir la herejìa de los càtaros.
Herejía? clarín, el no creer en Chucho era herejía rego_o
Me estoy acordando que hay un dicho que tiene que ver con los dictadores profesores de antaño que decían que: "La letra con sangre entra". Aquí era: "el cristianismo con tortura entra" Evil or Very Mad

La Inquisición medieval

"Aunque el procedimiento inquisitorial como medio para combatir la herejía es una práctica antigua de la Iglesia católica, la Inquisición medieval fue establecida en 1184 mediante la bula (Documento pontificio relativo a materia de fe o de interés general, concesión de privilegios, etc., expedido por la cancillería apostólica y autorizado con el sello de su nombre) del papa Lucio III Ad abolendam, como un instrumento para acabar con la herejía cátara. Fue el embrión del cual nacería el Tribunal de la Santa Inquisición y del Santo Oficio. El castigo físico a los herejes fue asignado a los laicos. Mediante esta bula, se exigía a los obispos que interviniesen activamente para extirpar la herejía y se les otorgaba la potestad de juzgar y condenar a los herejes de su diócesis.

En su primera etapa (hasta 1230), se denomina "Inquisición episcopal", porque no dependía de una autoridad central, sino que era administrada por los obispos locales. En 1231, ante el fracaso de la Inquisición episcopal, Gregorio IX, mediante la bula Excommunicamus, creó la "Inquisición pontificia", dirigida directamente por el Papa y dominada por los dominicos. En 1252, el papa Inocencio IV en la bula Ad extirpanda autorizó el uso de la tortura para obtener la confesión de los reos. En ningún caso podía mutilarse al reo ni poner en peligro su vida. Las penas eran variables. Los herejes relapsos eran entregados al brazo secular para la ejecución de la pena de muerte.

La Inquisición pontificia funcionó sobre todo en el sur de Francia y en el norte de Italia. En España, existió en la Corona de Aragón desde 1249, pero no en la de Castilla."




"Esta conspiración satánica" sólo tiene éxito porque la gente no puede creer que  algo tan colosal y de monstruosa realidad exista.“
(Henry Makow)  
avatar
Nosferatu
Neptuno
Neptuno

Sexo : Masculino Mensajes : 6771
Fecha de inscripción : 13/07/2010
Localización : En el sarcófago

Volver arriba Ir abajo

Re: LA (non) SANCTA INQUISICIÓN

Mensaje por Koryak el Dom Abr 10, 2011 9:36 am

Quise graficar estos docuementos con algunos de los elementos de tortura utilizados por estos malditos, pero sinceramente, no puedo...

Bien Nosferín, ahora veamos:

Inquisición española

La Inquisición española o Tribunal del Santo Oficio de la Inquisición fue una institución fundada en 1478 por los Reyes Católicos para mantener la ortodoxia católica en sus reinos, que tiene precedentes en instituciones similares existentes en Europa desde el siglo XIII (véase el artículo Inquisición). La Inquisición española estaba bajo el control directo de la monarquía. No se abolió definitivamente hasta 1834, durante el reinado de Isabel II.

La Inquisición, como tribunal eclesiástico(De la Iglesia o relativo a ella), sólo tenía competencia sobre cristianos bautizados. Durante la mayor parte de su historia, sin embargo, al no existir en España ni en sus territorios dependientes libertad de cultos, su jurisdicción se extendió a la práctica totalidad de los súbditos del rey de España.

La censura

En el marco de la Contrarreforma, la Inquisición trabajó activamente para evitar la difusión de ideas heréticas en España mediante la elaboración de sucesivos índices : se publicaron índices en 1551, 1559, 1583 y luego, en el siglo XVII, en 1612, 1632 y 1640. Estos índices eran listas de libros prohibidos por razones de ortodoxia religiosa que ya eran comunes en Europa una década antes de que la Inquisición publicara el primero de los suyos que era, en realidad, una reimpresión del publicado en la Universidad de Lovaina en 1550, con un apéndice dedicado a los libros españoles. Los índices incluían una enorme cantidad de libros de todo tipo, aunque prestaban especial atención a las obras religiosas y, particularmente, a las traducciones vernáculas de la Biblia.

Inquisición romana

La Inquisición romana, también llamada Congregación del Santo Oficio, fue creada en 1542, ante la amenaza del protestantismo, por el Papa Pablo III. Se trataba de un organismo bastante diferente de la Inquisición medieval, ya que era una congregación permanente de cardenales y otros prelados que no dependían del control episcopal. Su ámbito de acción se extendía a toda la Iglesia Católica. Su principal tarea fue mantener y defender la integridad de la fe, y examinar y proscribir los errores y falsas doctrinas.

Al comienzo, la actividad de la Inquisición romana se restringió a Italia, pero cuando Gian Pietro Caraffa fue elegido Papa, como Pablo IV, en 1555, comenzó a perseguir a numerosos sospechosos de heterodoxia, entre los que se encontraban varios miembros de la jerarquía eclesiástica, como el cardenal inglés Reginald Pole.

En 1600 fue juzgado, condenado y ejecutado el filósofo Giordano Bruno. En 1633 fue procesado y condenado Galileo Galilei.

En 1965 el papa Pablo VI reorganizó el Santo Oficio, denominándolo Congregación para la Doctrina de la Fe.

afro

- Esto sin descontar la cantidad de libros que prohibieron estos cretinos. Muchas de las obras de grandes autores terminaron en el fuego.



http://www.taringa.net/posts/imagenes/1708064/Santa-Inquisicion_Torturas-y-asesinatos-en-nombre-de-Dios___.html


 

 
    "Signos y símbolos gobiernan al mundo, no las palabras ni las leyes"
(Confucio)
 
 

 
   Hola Invitado
Eres bienvenid@
avatar
Koryak
Admin y Fundadora
Admin y Fundadora

Sexo : Femenino Mensajes : 27732
Fecha de inscripción : 29/03/2009
Localización : En un sol de medianoche

http://www.expresionculturarte.com

Volver arriba Ir abajo

Re: LA (non) SANCTA INQUISICIÓN

Mensaje por Fenix de hielo el Dom Abr 10, 2011 6:58 pm

Si ,los libros prohibidos por la inquisiciòn, y posteriormente tambièn por la Iglesia en si (que vienen a ser casi lo mismo) son muchos.
Yo tengo por ej. La Biblia en la India, de Louis Jacoliot, que fue prohibido por la Iglesia.
Fijense este documento:

"En esa época y posteriormente, se condenaron los escritos de los franceses Rousseau, Voltaire, Montesquieu y Diderot, así como también los de Boccachio, Zuinglio, Hus, Dante, Maquiavelo, Savonarola y Tomás Moro, que hoy llenan bibliotecas en todo el mundo
La lista de los libros prohibidos por la Inquisición era extensa, sobre todo porque el "Index Librorum Prohibitorum et Expurgatorum" se creó el 17 de agosto de 1559 y duró hasta 1966 -en pleno siglo XX-, tiempo suficiente para que el índice se llenara de títulos y autores considerados herejes por la Congregación del Santo Oficio.
Pero en los años de la Inquisición, ser sorprendido con un texto de alguno de estos autores implicaba castigos severos, incluso de muerte.
La Congregación del Santo Oficio, ya antes de que creara el Indice de Libros Prohibidos, se preocupaba en España de los títulos y autores prohibidos por la Iglesia ¿Cómo? Con la quema de libros. De acuerdo a datos históricos, ya en 1490, en Salamanca, se quemaron seis mil volúmenes sobre magia y hechicería.
Y en Sevilla, ese mismo año, un gran número de biblias hebreas. Pero esa situación no detuvo el desarrollo de la imprenta en España y en regiones como Segovia, Zaragoza, Valencia, Salamanca, Burgos y Valladolid.
En un principio el Estado no intervino en el control de las publicaciones, pero en 1480 comenzó un control de los materiales bibliográficos y se otorgaban permisos para impresión. Posteriormente (1502), se establece la censura y se ordena a los libreros, impresores, mercaderes y autores a presentar sus libros ante las autoridades para su revisión (también estaban bajo esta normativa las bibliotecas de conventos, universidades y las colecciones particulares).
En 1558 se prohibió también publicar libros de poco interés o contrarios a la religión y a las buenas costumbres. Además, periódicamente se inspeccionaban bibliotecas y librerías para sacar a la luz pública las obras prohibidas que sus poseedores leían.
Pero la Inquisición prefirió ordenar esta práctica a través de este índice (que no existía en otros países de Europa como Francia, Italia y Alemania, lo que produjo una diferencia sustancial en la producción literaria con estos países), que increíblemente duró hasta 1960 entre multas y excomuniones.
Entre la normativa del "Index Librorum Prohibitorum et Expurgatorum" se especificaba que sólo los inquisidores, los obispos y algunos escogidos podían leer los libros prohibidos.
Con los años, los títulos fueron aumentando (estaban, por ejemplo, libros de Petrarca, Bacon y Apuleyo). De los libros censurados, destacó El Quijote de la Mancha, de Cervantes. En 1640 se hizo suprimir una sola frase del famoso libro que decía: “Las obras de caridad que se hacen débilmente, no tienen mérito ni valen nada”.
La Congregación del Santo Oficio, ya en pleno siglo XX, sumó a la lista a libros considerados "pornográficos" como Madame Bovary, de Gustave Flaubert, y las novelas de Emile Zola. Ya en estos años el índice creado por la también llamada Sagrada Congregación para la Doctrina de la Fe se ocupaba de los libros que contradecían a la doctrina católica.
En el índice llegaron a estar incluidos Quevedo, Víctor Hugo, Pierre Larousse (el de los diccionarios), Montesquieu (el inventor de los tres poderes del Estado), Jonathan Swift (autor de “Gulliver en el país de las maravillas”) y Jean Paul Sartre."


avatar
Fenix de hielo
Saturno
Saturno

Sexo : Masculino Mensajes : 4435
Fecha de inscripción : 15/06/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: LA (non) SANCTA INQUISICIÓN

Mensaje por Koryak el Jue Abr 14, 2011 5:47 pm

Fenix de hielo escribió: “Las obras de caridad que se hacen débilmente, no tienen mérito ni valen nada”.
- Esto me recuerda a un censura que recibió Diego Rivera (que era fan del comunismo) a uno de sus murales en el que en la parte inferior había puesto "Dios no existe" y como los fundamentalistas se le fueron a la yugular la corrigió: "Dios no existe. ES" O sea, a fuerza hay que se católico!! rego_o

La Congregación del Santo Oficio, ya en pleno siglo XX, sumó a la lista a libros considerados "pornográficos" como Madame Bovary, de Gustave Flaubert, y las novelas de Emile Zola. Ya en estos años el índice creado por la también llamada Sagrada Congregación para la Doctrina de la Fe se ocupaba de los libros que contradecían a la doctrina católica.
- Of course, y los únicos para quienes no estaban censurados era para los ensotanados no?
y Jean Paul Sartre."
- Mwahahaha Sartre y a Simone de Beauvior me encantaban! se pasaban a la iglesia por el arco del triunfo.


 

 
    "Signos y símbolos gobiernan al mundo, no las palabras ni las leyes"
(Confucio)
 
 

 
   Hola Invitado
Eres bienvenid@
avatar
Koryak
Admin y Fundadora
Admin y Fundadora

Sexo : Femenino Mensajes : 27732
Fecha de inscripción : 29/03/2009
Localización : En un sol de medianoche

http://www.expresionculturarte.com

Volver arriba Ir abajo

Re: LA (non) SANCTA INQUISICIÓN

Mensaje por Fenix de hielo el Jue Abr 14, 2011 7:51 pm

Al parecer a la inqusiciòn le venìa bien cualquier cosa con tal de acusar y obtener alguna ganancia.

" La Santa Inquisición tenía un reglamento muy estricto por el cual cualquier persona podía acusar a otra de algún acto sospechoso.
Los blasfemos, los hechiceros, los bígamos, los sospechosos de luteranos, los que celebraban misa sin ser sacerdotes, los relajados, los portugueses, los judíos, los que se lavaban las manos y la cara antes de comer, todo eso y mucho más podían hacerse sospechosos.

He aquí un ejemplo: "El 17 de Junio de 1612 hubo un auto de Fé de poca solemnidad en el que fueron penitenciados, uno por blasfemo otro por cantar coplas contra una señora de la aristocracia, ocho por bígamos, y cinco judío reconciliados. La unica causa entretenida fué la de Ana Castañeda cuarentona y barragana de un fraile domínico. Declaró muchas obsenidades y brujerías; paseó por las calles en bestia albarda y sufrió docientos azotes."
(Anales de la Inquisición de Lima)
"Cuando creía el reo que los indicios formaban prueba semiplena, cual se requería para la sentencia de tormento, podía apelar al consejo de la Suprema. En algunos casos se subrogaba a la tortura ordinaria otra más ligera o se le administraba la misma con menor rigor."
Relata el cronista que en las prisiones del Santo Oficio a veces se hacía entrar a un confesor disfrazado de sentenciado, para hacer hablar al condenado y con eso hacerlo culpable. En otras ocasiones la sentencia se dilataba tanto en el tiempo que las personas morían esperando por enfermedades o por las insalubres condiciones o falta de alimentos."




avatar
Fenix de hielo
Saturno
Saturno

Sexo : Masculino Mensajes : 4435
Fecha de inscripción : 15/06/2010

Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.